Press "Enter" to skip to content

Festival de Títeres: Cuerda Floja presentó “Mate dulce”, en el Constantino

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

-La compañía de Capital Federal, está formada por Alejandro Szadurski y Leonardo Volpedo

La Sala Principal del Centro Cultural Florencio Constantino, fue sede ayer del espectáculo “Mate dulce”, de Cuerda Floja, otra de las propuestas del 11º Festival Internacional de Títeres.
Antes de la función, Diego Suárez, referente del Movimiento Artístico Independiente Argentino (MAIA), organizador del evento, se mostró conforme con el número de funciones que se están desarrollando en la ciudad, los Cuarteles y la zona.
En cuanto a los miembros de la mencionada compañía porteña, expresó: “Son artistas que tienen una larga trayectoria en el teatro convencional y el teatro de títeres”.
Alejandro Szadurski es uno de los integrantes de Cuerda Floja, quien indicó que la obra desarrolla la temática gauchesca porque, “el objetivo era hacer llegar a los niños de la escuela primaria, los valores y las costumbres de antes”.
Además, manifestó que el lugar donde ofrecieron la función es “espectacular”, y que fueron “muy bien recibidos”, por los miembros de MAIA.
“Yo empecé desde muy chico, pero más con la actuación. Me formé como actor, pero después los títeres me capturaron y todavía no logro liberarme. Estoy prisionero de los muñecos”, comentó entre risas.
A su vez, señaló que llevar la obra a lugares donde hay gente que espera ver la función, “es un privilegio”. “En el teatro independiente tenes que estar remando para que vaya la gente a la sala y acá los tenes a todos juntos y re-felices”, amplió.
Para Alejandro, ser titiritero es “poder vivir en un sueño”. “Estás jugando todo el tiempo con cosas que vos creaste con tus fantasías”, redondeó.
El otro integrante de la compañía es Leonardo Volpedo. “Es una alegría poder estar acá por primera vez, en este teatro que es hermoso. El marco está espectacular”, apuntó.
Asimismo, reveló que la obra está “buenísima”, porque tiene distintas técnicas de títeres, como la de mesa, de guante, de varilla. “Hay como una multiplicidad plástica, por decirlo de alguna forma, ya que nos basamos en (Florencio) Molina Campos, como estética”, precisó.
Otro de los puntos que resaltó fue que la obra cuenta la historia, como el Martín Fierro, del gaucho sacado de sus pagos para llevarlo a defender la frontera, contra los pueblos originarios.
“Nosotros estamos muy contentos, especialmente porque cuando pensamos las obras tratamos de que se hagan en todos los espacios. Entonces, podemos estar acá en este teatro hermoso, pero también podemos hacerla al aire libre, podemos hacerla en un galpón, en cualquier escuela y eso a nosotros nos gusta, porque podemos ir a donde está el público cuando a veces no se puede mover”, reflexionó.
Y cerró: “Yo arranqué en el 2001, haciendo teatro y títeres. Ahora estoy más abocado a títeres. También hemos trabajado en televisión haciendo títeres”.

Diego Suárez, Alejandro Szadurski y Leonardo Volpedo.
Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin