Press "Enter" to skip to content

Rafael Acuña habló en Chacabuco, sobre el conflicto en la empresa Gobas Cereales

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

El abogado bragadense representa legalmente a un productor agropecuario de la vecina ciudad, que habría resultado “estafado” por la firma cerealera, que cerró sus puertas en julio pasado. Un total de ocho empleados reclaman por la pérdida de sus puestos y varios proveedores aseguran que existen deudas de parte de la empresa.

El letrado local Rafael Acuña brindó ayer una entrevista radial en la ciudad de Chacabuco, con motivo de su intervención en el conflicto con la empresa Gobas Cereales, cuya planta radicada en la vecina ciudad cerró sus puertas el mes pasado, y dejó a varios empleados despedidos y deudas a clientes y proveedores.
Según confirmó Acuña en diálogo con la emisora local Radio Líder, ejerce la representación legal del productor Félix Piccone, que habría resultado “estafado” por la firma, por una cesación de pagos desatada a partir de mayo. “Mi cliente ha sido perjudicado por la situación actual de la empresa que, jurídicamente no ha quebrado, pero sí ha cerrado sus puertas. Una situación un tanto extraña, que para nosotros merecía al menos una investigación esclarecedora”, explicó Acuña.
“Mi cliente es un productor agropecuario de Chacabuco, la empresa le comunicó que no iba a ser posible que le devolvieran el cereal depositado en los meses de marzo y abril. Notamos algunas situaciones que nos llevaron a presentar una denuncia penal, en la UFI N° 11, porque creemos que se está recurriendo al vaciamiento de la empresa y se está desmantelando la planta y eso va a ocasionar graves perjuicios a clientes y proveedores, que confiaron en esta firma”, detalló Acuña a Radio Líder.

Rafael Acuña, ayer en Chacabuco.
Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin