Press "Enter" to skip to content

El pedido, comparación y reflexión de Lorena Ferrer para estos días

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

-La vecina se encuentra aislada, pero con muchos más cuidados por su estado inmunológico

Eran las 19:05 hs del lunes último. Sus redes sociales ya estaban preparadas. “Por un momento pensé que lo habíamos entendido. Se hicieron las 6 de la tarde, se sintió la sirena de los bomberos y por media hora no escuché un solo auto pasar por mi casa, hasta que al rato empezaron a circular. Y mirando por atrás de la ventana, veo que iban más de dos personas”, fueron sus primeras palabras.
Las hizo públicas Lorena Ferrer, una vecina que todos conocen por ser sinónimo de solidaridad y lucha. “Pensé por un momento que tirábamos todos para el mismo lado y me di cuenta que todavía hay gente que no entiende que tenemos que estar unidos, ser solidarios, empáticos, que tenemos que ganar esta batalla entre todos. Por ahí te crees que si el virus te agarra a vos, no te va a hacer nada más que una gripe, una neumonía, pero hay gente como yo que necesitamos de tu solidaridad. Hay muchos chicos y muchos ancianos para los que este virus puede ser mortal”, avanzó.
El video, que no llega al minuto por poco, tuvo muchísimas reproducciones y se viralizó inmediatamente. “Entendelo de una vez. Quédate en casa, por favor”, se escucha al final.
En diálogo con La Voz, Lorena recordó que está aislada desde el 16 de marzo junto a su hijo Juan Pedro. Les llevan mercadería, la dejan afuera y limpian con alcohol. “No entra nadie, ni mi mamá”, aclaró.
Hace algunos meses, le informaron que tiene leucemia. “El tema mío son mis defensas. Yo no tengo defensas”, comentó. Su condición inmunológica la ejemplificó con uno de sus regresos a Bragado, cuando el resfrío de Juan Pedro le provocó neumonía.
“Yo con todos los médicos que hablé, mi resguardo es este: no estar en contacto con nadie. Obviamente, con Juan Pedro sí porque está acá adentro, pero él tampoco puede estar en contacto con nadie. Es la única manera de zafar”, expresó.
Al analizar el presente, valoró que en la cuarentena hogareña hay “miles de comodidades”. “A mí me pasó cuando me dijeron que tenía leucemia, que me tuve que ir de la mañana a la tarde a Buenos Aires; y me tuvieron que aislar. Yo estuve 40 días y fue poco porque podría haber estado hasta 60 aislada en una habitación de un hospital, donde lo único que tenía para mirar era un televisor porque no me podía asomar ni a la puerta, ni siquiera a abrir la ventana”, comparó.
Al final, manifestó: “No es tan difícil estar 15 días en casa. Yo creo que sirve para hacer un parate, para empezar a disfrutar de otras cosas, obviamente, todo lo bueno. El día que nos digan que podemos abrir la puerta y salir, va a ser encontrarse de una manera distinta uno con otro”.

Lorena Ferrer, en el video que publicó.
Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin