Press "Enter" to skip to content

Fernández anunció una apertura escalonada de la cuarentena pero dijo que puede volver atrás

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

El Presidente anunció la nueva etapa que se extenderá hasta el 2 de agosto, aunque señaló que “si hay que volver atrás lo vamos a hacer”.

El presidente Alberto Fernández anunció este viernes la flexibilización de la cuarentena en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), a través de una reapertura escalonada que comenzará hoy y se extenderá hasta el 2 de agosto próximo.
Luego de más de dos semanas de aislamiento estricto en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) y en tres provincias con circulación comunitaria, el Presidente anunció que la próxima etapa comprenderá un proceso gradual para “tratar de volver a la vida habitual, escalonadamente”.
“Entre el 18 de julio y el 2 de agosto vamos a ir tratando de volver a la vida habitual, en este nuevo mundo diferente que nos exige cuidados diferentes. Va a ser escalonadamente y lo van a decir los gobernadores”, precisó Fernández, al tiempo que aclaró que “si hay que volver atrás o ajustar más (el aislamiento), lo vamos a hacer”.
El anuncio, realizado en vivo esta vez, duró más de una hora y contó con la intervención del gobernador bonaerense Axel Kicillof y el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta de manera presencial, y de los gobernadores de Chaco, Jujuy y Río Negro de forma remota.
La nueva fase, que se extenderá hasta el 2 de agosto, coincide con el “pico” de la enfermedad registrado hasta ahora. Sin embargo, presionado por una demanda social de apertura tras 120 días de aislamiento y frente a algunos indicadores que cree positivos, el Ejecutivo decidió flexibilizar algunas actividades, que volverían a una situación similar a los días previos al 17 de julio, aunque advirtió que podría volverse atrás si se registra un aumento en los casos.
Fernández reconoció que, “lo que hemos visto en los último días es lo que habíamos observado cuando decidimos volver al aislamiento. Era un crecimiento progresivo que ponía en riesgo el sistema de salud del AMBA y que no pudiéramos dar la atención necesaria”. No obstante, aclaró que “en estos 14 días, a pesar de los números, donde se ve un incremento en el número de contagios y fallecidos, aún así seguimos estando, en términos comparativos, en una situación buena, para no pecar de optimistas”.
El escalonamiento de las medidas será anunciado de forma separada por el jefe de Gobierno porteño y por el Jefe de Gabinete bonaerense. Cada administración realizará una apertura gradual, con algunos matices en muchas actividades, como ya había adelantado el gobernador Kicillof esta semana.

“NO FUE INÚTIL EL ESFUERZO”
Durante su presentación, Fernández indicó que “estamos viendo cómo volver a la nueva normalidad. Lejos estamos de ganar la batalla. No fue inútil el esfuerzo que hicimos, nos permitió mostrarnos como uno de los países con menor cantidad de muertos”. 
”Estos días que hemos vivido han sido útiles. El tiempo de duplicación está en 23, 75 días y casi estamos alcanzando nuestro mejor momento. Y esto es consecuencia de los cuidados que hemos tenido en el AMBA. El 25 de junio duplicaba cada 14 días, hoy duplica cada casi 25 días. Tenemos algunos datos optimistas que nos permiten pensar que este tiempo de aislamiento en el AMBA ha servido, ha sido útil. Pero eso no quiere decir que hayamos superado el problema. Estamos muy lejos de superar el problema”, añadió. 
A diferencia de las presentaciones anteriores, esta vez Fernández abrió el juego para la presentación de los gobernadores Gerardo Morales (Jujuy), Jorge Capitanich (Chaco) y Arabela Carreras (Río Negro). Además de las ya famosas “filminas”, esta vez el Presidente presentó un video que repasaba las medidas adoptadas por el Gobierno durante la cuarentena.
“Vamos a seguir trabajando en el fortalecimiento del sistema de salud, trabajando con laboratorios para acercarnos a la vacuna, que todos sepan que vamos a estar ayudando a todos y a todas. A los comerciantes, trabajadores, a los que están sin trabajo… no vamos a dejarlos abandonados. Son nuestra prioridad”, dijo Fernández.
El Presidente también destacó que el promedio de edad de los contagiados es de 37 años, y advirtió a ese sector: “no son inmunes”.  “Les pido a ellos que sigan aislándose, cuidándose, es posible que en los últimos días tengamos una mayor circulación y mayor contagio. Cuanto más estemos en la calle, más riesgos corremos”, agregó.
“Un descuido puede generar brotes”, advirtió el mandatario, al tiempo que agregó que “lo mejor es saludarlos a la distancia y evitar las reuniones”. Además, indicó: “No me va a temblar el pulso para volver atrás las cosas si se van de las manos”.

Fuente: DIB.

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin