Press "Enter" to skip to content

Buena noticia

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

La escuela llegando a las cárceles de la Provincia

Los internos los completaron y fueron devueltos a los docentes para su posterior evaluación. Es en el marco del programa “Más trabajo, menos reincidencia”.
La Dirección General de Cultura y Educación bonaerense (DGCyE) entregó unos 45 mil cuadernillos de continuidad pedagógica en cárceles del Servicio Penitenciario Bonaerense, para que los internos inscriptos en los servicios educativos puedan seguir con sus estudios a pesar de la cuarentena por el coronavirus.
En las unidades penales bonaerenses funcionan 123 servicios educativos de la DGCyE: 66 de nivel primario, en los que cursan 9.045 personas y 57 de nivel secundario, en los que estudian 9.174 personas.
“Estos estudiantes recibieron cuadernillos especialmente planificados y producidos por la cartera educativa siguiendo los diseños curriculares y las estrategias pedagógicas que surgen del área de Educación en contexto de encierro”, señalaron desde la cartera educativa bonaerense.
Y explicaron: “En el marco del proceso de continuidad pedagógica y del refuerzo de los vínculos estudiantes-docentes, los cuadernillos resueltos por los estudiantes fueron devueltos, con los protocolos sanitarios correspondientes, a las y los directivos de cada servicio educativo para la posterior acreditación de sus saberes”.
La entrega se hizo en el marco del programa de inclusión “Más trabajo, menos reincidencia” de la DGCyE y del Ministerio de Justicia provincial. “La iniciativa está generando instancias de capacitación y empleo extramuros, la única manera de dar inserción y dignidad a quien cumplió una condena”, sostuvo Julio Alak, titular de la cartera de Justicia.
Por su parte, la ministra de Educación, Agustina Vila, expresó que se debe tener en cuenta que, “si no hubo derechos básicos no hubo inserción”, y que por ese motivo “el acceso a la educación es un derecho social que debe ser garantizado para que se convierta en un hecho emancipatorio”.
Por otro lado, a través de la Dirección de Promoción de Derechos, el área educativa concretó también la producción de 25.881 cuadernillos con actividades culturales y de interés general para las personas que no se encuentren inscriptas en ningún nivel de enseñanza, con el objeto de acercar a la población penitenciaria a propuestas de vinculación con materiales educativos.

Fuente: DIB.

Funcionan 123 servicios educativos en unidades penales.
Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin