Press "Enter" to skip to content

La Calle

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

La frase de hoy: “Quién siembra vientos, a la larga, cosecha tempestades”.

Hay un tiempo en el cual cuesta levantarse por las mañanas. A veces, para no enterarse de las malas noticias. En ocasiones, porque el cansancio se ha ido acumulando. También para no encontrarse con los sembradores de discordia, detenidos en el tiempo y mirando el paisaje con un solo ojo… Con tanto contrapeso, lo mejor es demorar un rato antes de abrir la ventana…
Vvvvvv

Hubo tiempos en Bragado donde para cada 1° de mayo se organizaba una prueba atlética. Era adhiriendo al aniversario del Club Porteño, considerado el más antiguo de nuestra ciudad. Una placa, en el frente, destacaba el apoyo de don Prudencio Ibarguen, para su construcción.
Vvvvvv

De la organización de la competencia se encargaban “Tinucho” Bartolomé y Angelito Mingorance, con la infaltable colaboración de don Alfredo Román. Un buen grupo de animosos atletas, recorría alrededor de 10 kilómetros por las calles de la ciudad, sin olvidarse de las esperadas visitas a los barrios. Era justo que el atletismo, base de todos los deportes, se asociara al “cumple” del club.
Vvvvvv

Después, la entrega de premios se hacía en el marco del almuerzo-aniversario, con la figura de doña Maruca Bosco de García, engalanando la grata reunión que llegó a contar con mucho asistentes y por supuesto, la presencia de las autoridades municipales del momento.
Vvvvvv

La Calle cree que hace justicia, escribiendo que el atletismo, con figuras del ámbito nacional, surgió por iniciativa de Jorge Alfaro, en representación de “La de Bragado”. Fue en la década del 70, dando nacimiento al “Cruce Ciudad de Bragado, que tenía como fecha en el mes de septiembre de cada año. Juan Carrizo fue ganador en varias ediciones y Oscar Vicente Pereyra estaba entre los infaltables. Mientras, los fines de semana, había competencias para chicos y juveniles, con largada y llegada frente a la redacción del diario.
Vvvvvv

No queremos dejar de destacar las figuras de “Tinucho” y Angelito, entusiastas siempre, formadores de legiones de promociones, a partir de la actividad física, pero capacitados para ayudar a la formación de mejores personas a través de sanos consejos y buenos ejemplos. Hoy con tanta siembra de malas ondas, lo que ellos fueron capaces de hacer, es digno de no navegar en el olvido.
Vvvvvv

En estos días un escrito de Sergio Rubín, especialista en temas de la Iglesia, hizo referencia a dos argentinos notables –cada cual en su monumento-, que pasaron por el doloroso exilio. Citó los casos de San Martín, quien decidió no intervenir en la lucha armada entre hermanos y al Papa Francisco, bien considerado en todo el mundo e imposibilitado de regresar a su país, para evitar las críticas… “Nadie parece ser profeta en su tierra…”.

Vvvvvv
Para cerrar las apostillas de un nuevo martes, especial por la celebración sanmartiniana, recurrimos a una foto del ingreso al Aero-Club Bragado. Lugar hermoso para visitar y ver el paisaje, hasta que regrese el tiempo de volver la experiencia de los vuelos, una manera de estar más cerca de las nubes y las palomas de la bondad…

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin