Press "Enter" to skip to content

8 de marzo: Pañuelos negros en el cuello

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Por los millones de mujeres que murieron en la lucha por la igualdad.
Por el respeto y la educación, no la instrucción, eso se aprende en las escuelas.

Por la educación que debemos tener entre nosotras, conmemoramos a estas mujeres:
-1857: obreras apaleadas en las calles por su lucha por mejores sueldos.
-1867: mujeres pidiendo dejar de ser explotadas.
-1910: Clara Zuqui hizo que miles de mujeres marchen por las calles para que puedan votar.
-1911: por repetidas marchas y huelgas, el dueño de una fábrica cierra las puertas y queman 146 mujeres.
En plena guerra, las mujeres deben realizar trabajos de hombres por lo que se repliegan haciendo marchas para trabajar menos horas y tener tiempo para atender a sus hijos.
Mujeres empoderadas que no se callaron y desafiaron las normas, convirtiéndose en médicas, juezas, científicas, que solo estos puestos eran para hombres, demostraron que podían y se abrieron Caminos.
Grandes maestras rurales que caminan kilómetros para alfabetizar a niños y adultos.
Doctoras voluntarias en África y en el mundo curando mutilaciones que sufren las mujeres.
Mujeres que luchan ante las adversidades, que pierden la vida en manos de hombres violentos nadie les cree, nadie las escucha, explotadas sexualmente secuestradas y asesinadas.
Hoy con todo el dolor de mi alma, conmemoramos la memoria de millones de mujeres que murieron luchando por nuestros derechos.
Usemos pañuelos negros en el cuello, ni verdes, ni celestes, ni violetas, ni rosas, ni de colores políticos. Hoy es en memoria por las que sufren, por las que dan su vida, seamos unidas, miremos a los ojos a las que tenemos a nuestro lado y veremos que somos iguales, todas luchando cada día, nos falta aprender respeto y educación entre nosotras.
Unamos nuestras memorias para que nunca más perdamos a una mujer.

Marcela Muratori
DNI: 17.199.638

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin