Press "Enter" to skip to content

Ana Aguilar analizó cómo fue el regreso a clases

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

La Jefa Distrital de Educación comentó que todo se desarrolló de la mejor manera con el cumplimento de los protocolos y medidas de prevención.

Con gran expectativa y entusiasmo, el ciclo lectivo 2021 dio inicio en el día de ayer en los niveles iniciales y primarios. Ana Aguilar, Jefa Distrital de Educación, hizo un análisis sobre cómo se vivió la primera jornada que marcó la vuelta a la presencialidad en un contexto distinto al que habitualmente se está acostumbrado.
Afirmó que en la recorrida que hizo por las escuelas y jardines de la ciudad noto a todos muy contentos de la vuelta a clases: “Felices de volver a las aulas. Los nenes más chiquitos estuvieron muy bien adaptados, con mucho cuidado y respetándose todos los protocolos junto con los docentes”.

Dijo que el contexto hace que regresar a la escuela de manera presencial representa una nueva experiencia que genera ansiedad y algo de nerviosismo, pero que todo “se desarrolló excelentemente bien”.
“Se trabajó mucho durante este tiempo porque sobre la marcha hubo modificaciones. Lo que estaba acordado de una manera tuvo que modificarse y de hecho con la práctica tuvieron que hacerse unos cambios. Lo que nos dicen las autoridades provinciales es que los cambios van a hacer la variable permanente con la que vamos a trabajar” subrayó.
Aguilar señaló que es fundamental que tanto los directivos, como los docentes y las familias estén en consonancia para estar atentos a cualquier modificación que pueda surgir sobre la marcha.
Por otro lado explicó que para el nivel inicial la vuelta a la presencialidad será paulatina y que los niños más grandes (sala de 5) son los que comenzaron. Habló de lo que significa “regreso situado”, que es la posibilidad de implementar la presencialidad teniendo en cuenta las características de cada establecimiento y de las personas que concurren a ella.
“Hay escuelas en que se piensa el sistema de que el grupo A asista una semana y el grupo B la otra. Sin embargo lo que nos plantean algunas inspectoras es que se podría generar una discontinuación pedagógica en determinados grupos por no concurrir una semana completa a las aulas, por lo cual se analiza la posibilidad de hacerlo dos días y dos días. Pero esto es flexible y dinámico”.
Por último fue consultada sobre cómo se está trabajando en el inicio de clases en el nivel secundario y el famoso UPD: “Estamos iniciando los diálogos y viendo cómo podemos trabajar en eso. Este año la particularidad es que las reuniones no están autorizadas por cuestiones sanitarias y hay riesgo de contagios. El desafío es buscar nuevos ritos y construir nuevos modos”.

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin