Press "Enter" to skip to content

El rincón de los emprendedores presenta a Iván Fernández

En esta sección de día miércoles queríamos presentarles a Iván Fernández; él es un joven tatuador que reside en nuestra ciudad.

Iván nos cuenta que su contacto con los tatuajes comenzó desde muy chico, ya que su papá tiene un tatuaje hecho por el mismo y siempre le pareció increíble; “una locura”.
Luego un día su hermano llegó a su casa con unas pequeñas iniciales arriba de su codo: “En ese momento no era común que todos se tatuaran, él es músico. El rock y los tattoos siempre estuvieron presentes en mi vida”.
Con el paso del tiempo conoció el primer local de tatuajes en Bragado, el del gran Franco Sanseverino. Creo que todos hemos escuchado alguna vez hablar de él, por sus maravillosos trabajos; “varias veces lo visite, era increíble, yo tenía tan solo 12 años”.

El rincón de los emprendedores presenta a Iván Fernández

Con el pasar de los años siguió haciendo este tipo de visitas, las cuales se volvieron recurrentes, hasta que un día se dio cuenta que eso era lo que quería para su vida: “quería ser tatuador”.
Entonces empezó a tomar clases de dibujo, dónde Franco y Nicolás (otro amante de las agujas), le brindaban sus conocimientos.
“Realmente fueron de gran ayuda e inspiración, hasta me dejaron trabajar con ellos”.
Esto sucedió allá por el 2016, dónde por varios años tatuó y en paralelo tenía otro trabajo. Pero a finales del 2020 tuvo la gran oportunidad de poder trabajar en un estudio privado de Avellaneda, como aprendiz.
Para Iván ya no quedaban dudas, esto era lo que quería para su futuro, entonces decidió abrir su propio espacio, en junio del 2021, el mismo se encuentra en la calle Yrigoyen al 100, se llama RhinoTatto y busca poder brindar comodidad y tranquilidad a cada cliente.

El rincón de los emprendedores presenta a Iván Fernández

No cuenta con un estilo en particular, todas las ideas son bienvenidas.
“Hago de todo, pero hasta el momento lo que más me gusta es el tradicional americano”; no respeta quizás todas las reglas del mismo, pero solo porque siempre se encuentra en la búsqueda de que los que se acerquen se lleven una pieza que perdure en el tiempo y sea sólida.
Le preguntamos porque lleva este nombre su emprendimiento, a lo cual respondió que, en el año 2018 pudo realizarse un tatuaje con su tatuador favorito en Argentina. “él tenía disponible un diseño de rinoceronte, así que acordamos y me lo tatué”.
“Tiempo después estaba por abrir mi primer estudio, pero por la pandemia no pude hacerlo, ya había decidido para entonces llamarlo Rhino, por mi tattoo, tiene un gran valor para mí”.
Para cerrar menciona que, “queda un largo camino por recorrer en este oficio que para él, es hermoso y nunca se termina de aprender”.
Quiere agradecer a cada persona que deposita su confianza para poder llevarse un tatuaje, también a cada amigo y conocido que lo apoya y lo siguen haciendo. Los invita a que lo conozcan y puedan algún día ser parte de su mundo.
-Pueden encontrarlo en Instagram como @rhinotattoestudio.

Compartir en: