Press "Enter" to skip to content

Entrevista a Sebastián Moraglio

-Profesor de CrossFit y AnimalFlow, deportista y generador de contenido

Hablamos con Sebastián Moraglio, profesor de educación física, generador de contenido en plataformas como YouTube y Spotify y docente de Crossfit y Animal Flow.

Su inicio en el deporte comenzó como un hobby y terminó marcando un estilo de vida. Sebastián se focaliza en el nexo entre el entrenamiento, la fuerza, la estabilidad mental y emocional.

Entrevista a Sebastián Moraglio

Nos cuenta que en la adolescencia acudió a un gimnasio de la ciudad y ahí descubrió el entrenamiento. Finalizando la secundaria, no tenía en claro lo que quería estudiar (o si quería hacerlo, en realidad) y finalmente se decidió por la Carrera de Educación Física que dicta el Instituto 20° de Junín. Es ahí cuando se da cuenta que su entusiasmo no sólo pasaba por el deporte, sino también por el conocimiento del cuerpo, sus funciones, cómo trabajan las articulaciones y los músculos.
Agrega que, además de las materias prácticas, su interés se focalizó por la teoría, la lectura y la bibliografía, más que nada en las materias de Anatomía y Fisiología, siendo ayudante de cátedra a partir del primer año de carrera.
Finalizando el segundo año, se introdujo en el área de la docencia en las escuelas de verano, como la Escuela n°36 de Mechita, y al año siguiente, comenzó a trabajar en un gimnasio de Junín, mientras dictaba clases de natación en otro espacio.

Entrevista a Sebastián Moraglio

Antes de terminar su ciclo como estudiante descubre el CrossFit, -deporte que hace pocos años se volvió conocido en nuestro país- a través de publicidades y sugerencias de Youtube. Por curiosidad quiso saber de qué se trataba y desde ahí no lo dejó. Comenzó a aplicarlo de forma autodidacta porque, en ese entonces, nadie en la zona lo enseñaba. Luego, siguió por estudiarlo, profundizar en su entrenamiento, tomar cursos nacionales e internacionales y volviéndose entrenador y competidor. “Me empecé a enseñar a mí mismo a través de filmaciones, o entrenando frente a los espejos, para poder ver cómo eran los ejercicios o los ángulos de mis movimientos”.
Focaliza en la importancia de la experiencia, pero también en el seguimiento de un entrenador/a: “Creo que soy una de las personas que más me lesioné haciendo CrossFit, justamente por saltear la parte didáctica, ya que tuve que enseñarme solo”.
Luego de terminar la carrera, vuelve a Bragado y comienza a trabajar en un pequeño gimnasio. Nos cuenta, agradecido, sobre la oportunidad que le dió Carlos Almanzi (profesor de nuestra ciudad, desde hace muchos años) cuando le tocó la puerta de su gimnasio para pedirle trabajo. Carlos accedió sin dudarlo, le brindó un lugar y clientela propia. En ese momento, Sebastián decide compartir su experiencia y sus conocimientos en CrossFit, trayendo a la ciudad una forma de entrenamiento que aún se desconocía.
Al tiempo, por un tema espacial, decide abrir su gimnasio “Akyla” junto con su amigo Juan. Gimnasio que inauguró el 2014 y cerró por la pandemia. Durante el contexto de encierro y prevención por el Covid-19 montó su lugar de entrenamiento en el garaje (GarageBox) de su casa y es ahí en donde también comienza a generar contenido para redes y vender sus cursos a diferentes alumnos de Argentina y el exterior.

Entrevista a Sebastián Moraglio

Actualmente, se encuentra trabajando en su segunda sede de Akyla, en donde también sigue teniendo de alumnos a personas que lo conocieron en el gimnasio “House” de Carlos Almanzi.
“Crossfit es una forma de entrenamiento donde se entrena todo con pesos libres y para poder manejar esos pesos libres, es necesario un cuerpo en óptima condiciones”.
Sebastián lleva a cabo una forma de entrenamiento propio, que él denominó “SERF” (Sistema de Entrenamiento de Restauración Funcional), justamente para brindarle a sus alumnos un seguimiento personalizado. Agrega que, a veces, tiene alumnos que llevan a cabo una vida más sedentaria o trabajan mucho tiempo frente a una computadora o en una misma posición y que sería irresponsable exigirles una forma de movilidad o entrenamiento que pueden llevar a cabo los deportistas con estilos de vida más agilizada. Lo primero que evita son las lesiones, los malestares o las dolencias corporales que puedan llegar a tener.
Hace cinco años que Sebastián tiene una plataforma multimedia, destinada a clientes que entrenan bajo su método, en diferentes provincias o países.
Paralelamente, participó de muchas competencias, resultando ganador en varias de ellas. Su primera experiencia fue cuando comenzó a entrenar en un Box de Buenos Aires, en donde se presentó en una competencia con su equipo. Luego, también empezó a presentarse de manera individual.
Una de ellas es una competencia de nivel latinoamericano, que reúne a los ganadores para participar de la competencia mundial de CrossFit.

Entrevista a Sebastián Moraglio

En cuanto al “Animal Flow” nos comparte que es un programa de entrenamiento que toma muchas características del Yoga, el Kung fu, el Reiki y demás artes milenarias, tomando al cuerpo como un ente completo: espíritu-cuerpo-mente.
Comenzó a entrenarlo, también, de manera autodidacta, ya que no conocía quién lo enseñe. Luego realizó capacitaciones en Buenos Aires, dictadas por profesionales de otros países y participó de un curso llevado a cabo por un consagrado practicante de este programa. A raíz de ese curso, conoció a los dueños de la marca de Animal Flow, lo que le permitió que hoy en día esté capacitado para enseñarlo.
Hoy en día, Sebastián es uno de los representantes de Argentina, dentro del sistema de entrenamiento mundial, creado por Mike Fitch.
Más allá de las clases en su gimnasio privado, también dicta cursos como: “Introducción al Animal Flow”, “Entrenamiento con kettlebells” (pesas rusas), “Entrenamiento de CrossFit”, cursos con su entrenamiento personalizado “SERF”, entre otros.

Para finalizar, expresa: “Entrenar el cuerpo también es entrenar la mente y entrenar el espíritu. Cambié mucho mi forma de ver la vida a través del deporte”.

Compartir en: