Press "Enter" to skip to content

HIV, muchas preguntas y pocas respuestas

Cada 1º de diciembre se celebra el Día Mundial de la lucha contra el SIDA. Este día es una oportunidad para apoyar a quienes lo padecen.
Para mejorar la comprensión del HIV deberíamos afrontar esta enfermedad como un problema de salud Pública Mundial.
-¿Qué es el SIDA o HIV? ¿Por qué SE LE TEME TANTO? ¿Se lo respeta? O ¿Se debería respetar más?
-Estamos en el XXI y aún es un tema del que cuesta mucho hablar y afrontar. ¿Deberíamos saber más al respecto?
-¿Cómo se prepara una familia para enfrentar y afrontar una enfermedad así? Son muchas las preguntas y NO todas tienen respuestas….

No es un problema de salud que se soluciona con salir a caminar y con hacer vida sana ¡Me tocó vivirlo de cerca! Perder un ser querido por errores en su medicación, por no recibir los cuidados correspondientes, ata de información y conocimientos de la enfermedad.
Un paciente con HIV pierde su batalla por otras causas, atraen otras que desestabilizan al paciente y vuelven su cuerpo incontrolable. Las personas que lo padecen suelen dejar su tratamiento, si esto no pasara pueden lograr sobrellevar una vida totalmente normal con los cuidados que corresponden.
Una de las enfermedades que se producen, es el Linfoma de Burkitt; es un cáncer que afecta el sistema nervioso, haciendo que el paciente pierda de a poco movilidad, como así también la visión. Según the Lancet el linfoma de Burkitt el cáncer más común en regiones donde el índice de malaria como en lugares África. En el resto del mundo es más común que sea producto de contraer HIV.
-Creo que se deberían hacer campañas con información de contagio y de cuidados, sin exponer a la persona, se realizaron campañas donde se podía hacer los test rápido en carpas ubicadas en las plazas, pero no tuvieron en cuenta que sigue siendo un tema con muchos prejuicios.
¡La información no sea solo de prevención, sino de cómo SOBRELLEVARLA!

-Como reflexión, necesitamos un lugar de contención, donde se brinde apoyo a las familias y al paciente. Un lugar donde no se sientan tan solos.

Nota de Moira Rato.

Compartir en: