Hoy BRALCEC cumple 45 años de lucha y prevención del Cáncer

-La institución es un ejemplo de vocación y objetivos claros de trabajo
-Sus voluntarios y profesionales entregan tiempo de su vida, para extender el tiempo de otras vidas

A lo largo de los años, los vecinos de nuestra comunidad se han reunido con la intención de conformar distintas instituciones que contribuyan al desarrollo de Bragado. La permanencia en el tiempo de las mismas se encuentra profundamente vinculada con las raíces que supieron enterrar cada uno de sus pioneros y los trabajos realizados por sus integrantes para que nunca se pierda su sentido y razón de ser. En este mes, BRALCEC se encuentra cumpliendo 45 años de trabajo continuo en la lucha y prevención de la enfermedad del cáncer. Quizás sea esta, una de las mejores instituciones que revela ese sentido de los pioneros.

EPI Nelly Luccini de Fescina, 1º presidenta de la comisión.

UN POCO DE HISTORIA:
BRALCEC nace en nuestra comunidad por iniciativa de representantes y miembros del Rotary Club Bragado, a través de su Rueda Rotaria Femenina quienes impulsan la solicitud a LALCEC Central para el reconocimiento e incorporación de este conjunto de voluntarias, según consta en el acta inicial de la institución fechada el 17 de mayo de 1.977. Once días después, 28 de Mayo del mismo año, LALCEC Central emitiría el reconocimiento bajo la Filial N°103 LALCEC Bragado.
De aquel momento en adelante la institución comenzó a buscar el crecimiento como tal, razón por la cual su primera actividad fue impulsar la campaña de socios activos de la misma. Obtenido el número necesario, se procedió a la primera Asamblea Extraordinaria que daría lugar a la primera comisión directiva de la entidad.

AQUELLA PRIMERA COMISION
De aquella primera comisión directiva resulta importante destacar quienes la integraban, ya que fueron el primer grupo que dejaría el legado de trabajo que mantiene hoy BRALCEC. Como presidenta se encontraba Nelly Luchini de Fescina, la vicepresidenta 1° era Sara Garelli de Veggi y la vicepresidenta 2° Dolores P. de Villafañe. La secretaria era Brígida Smith de Sáez García y la prosecretaria Myriam A. de Vallini. Su tesorera fue Delia A. de Hallión y la protesorera Ester T. de Di Marco. La secretaria de actas fue María Izabel Mitchel y la prosecretaria de Actas Susana Arroyo.
Al revisar el acta y ver de miembros que también integraban la comisión encontramos entre sus vocales titulares a: Elba Molinuevo de Groba, Ernesto Grassi, Irma Maroni, Dominga P. de Hernández, Marina A. de Narvaitz, Emilia C. de Ibarra, Susana E. de Laborde, Irina C. de Ortellado y Nancy I. de Pérez. Las Vocales Suplentes eran Beatriz Benitez, Alba O. de Llanos, Mario Benalal, Aristóbulo Rogora y Saúl Villafañe. Los revisores de cuenta fueron Abelino Portinaro y Duilio Forestieri.

En esta imagen están presentes entre otras: Sara Veggi, Nelly Luccini de Fescina y Odina de Remi.

DANDO LOS PRIMEROS PASOS Y CONSOLIDANDO TRABAJO
En la medida que la institución fue profundizando su trabajo comenzó también a consolidar acciones de carácter institucional. Fue así que en el año 1983, por decreto municipal es declarada como Entidad de Bien Público, requisito que le permitió conseguir la autorización para la emisión de bonos correspondientes a la Campaña de Socios Protectores que aún mantienen y que a través de los años se la ha conocido como la “Rifa del Teléfono”.
En ese mismo año la Comisión se reúne para dar un paso trascendental para la institución, la adquisición de la sede propia. Fue así que, contando con el 50% de los recursos necesarios, mediante una donación realizada por el Ing. Rómulo Ferrando, LALCEC Bragado (como era conocida en ese momento), adquirió la casa de la calle Falcón 261, donde actualmente reside. Además para su concreción la institución debió realizar el trámite de Personería Jurídica. De esta manera la flamante sede pudo ser inaugurada oficialmente el día 17 de diciembre de 1.983.
Desde entonces LALCEC comenzó a brindar su atención ginecológica a personas sin obras sociales, siendo los primeros médicos en contribuir con esta tarea el Dr. Roberto Di Marco, Carlos Barrachini, Ana María Maffasanti (ginecóloga), la Dra. Viviana Loiza (cirujana plástica) la Dra. Marina Nabaitz (Patóloga). En el mismo año se incorporaría la Dra. Graciela Fazzito quien aún atiende en la Institución. Es justo reconocer que por la BRALCEC también han pasado otros médicos que contribuyeron con el trabajo como la Dra. Mirta Macías, la Dra. María Ángela Finger y la Dra. María Cecilia Rodríguez.

DE LALCEC A BRALCEC
En el año 2001, por disposición de LALCEC Central, se cambia el nombre por BRALCEC a la filial local. Esto motivó que se debieran tramitar nuevamente el Decreto de Entidad de Bien Público y la Personería Jurídica. No obstante, la institución nunca dejó de trabajar por la salud de nuestra comunidad.
Actualmente atienden durante todo el año cuatro ginecólogas, la Dra. Fazzito, la Dra. Laura Ruiz Díaz, la Dra. Silvia Lasa y la Dra. Patricia Pucheta. Además desde BRALCEC se realizan múltiples campañas de concientización de cáncer, como lo son la campaña de colon, pulmón, próstata y piel.
No obstante, todo este trabajo no podría lograrse sin la ayuda del actual grupo de mujeres voluntarias con las que cuentan la institución. Ellas han tomado el legado y mandato de aquellos miembros fundadores, son las responsables de la administración de la institución, de garantizar la entrega de turnos de los consultorios y que estos se encuentren en condiciones para que los profesionales puedan atender. Además trabajan arduamente para recaudar los fondos y recursos necesarios para que la institución no deje de funcionar. Son quienes entregan lo más caro en esta época, tiempo de sus vidas para prolongar el tiempo de otras vidas. Feliz aniversario a quienes durante casi medio siglo brindaron ejemplo de trabajo y vocación de servicio.

Compartir en: