Press "Enter" to skip to content

La Calle

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

La frase de hoy: “Hay momentos que es tiempo de las mascotas…”.

Son quienes no tienen voz, lo cual nos les impide expresarse. Son parte de cada familia, cosa que genera dolor cuando les toca dejarnos…

Vvvvvv

En el fondo de muchas casas, esas que conservan el fondo donde hay plantas, pájaros y espacio para pequeñas sepulturas, el paso de más de medio siglo, se ha ido poblado de lugares que costó preparar y donde como silencioso homenaje, siguió creciendo el pasto y las flores silvestres.

Vvvvvv

Cada lugar se lleva una historia de fidelidades, esa virtud que ellos cultivan naturalmente. Han nacido para cuidarnos… Aunque nosotros creemos que es al revés… Todo lo que hagamos por ellos, frente a lo que ellos regalan, será poco… Viven poco, teniendo en cuenta que un año para ellos, son siete de los que cumplen las personas anualmente…

Vvvvvv

Una flor de jazmín para la pequeña caniche de pelaje blanco que por años custodió la puerta avisando de cada llegada y acompañó sin desmayos a la dueña de casa. De golpe, a los años, sumó tristeza y se cansó de esperar un regreso… Ya la estamos extrañando.

Vvvvvv

Adopciones: Es todo un tema que está presente, a nivel familiar, aunque el ámbito habitacional esté lejos de Bragado. Y en este tiempo, las distancias se agrandan, del mismo modo que crece el cariño… Con los mejores augurios, La Calle aporta los siguientes conceptos, hablando de la generosidad que tiene la decisión de adoptar, para lo cual hay que estar preparados.

XXXXXXXXXX

ADOPCIONES: “Hay que centrarse en los derechos de los chicos y no en el deseo de los adultos de ser padres”

Desde que se conoció la noticia sobre los dos hermanitos de Guinea-Bissau adoptados por una pareja argentina y abandonados en una comisaría en Bahía Blanca, en el Registro de Aspirantes a Guardas con fines de Adopción de la Provincia de Buenos Aires, no paró de sonar el teléfono.
Son decenas de personas las que llaman indignadas porque quieren convertirse en los padres de esos chicos: “Más allá del deseo de paternar y maternar, lo que realmente aquí está en juego son los derechos de esos niños que fueron completamente vulnerados”, explica Claudia Portillo, a cargo del Registro Central de Aspirantes a Guarda con Fines de Adopción de la Suprema Corte de Justicia de la provincia de Buenos Aires.
De lo que se trata en este y en todos los casos de adopción, por más que sea duro reconocerlo, es de que no todas las personas que quieren adoptar tienen la capacidad adoptiva: ”El derecho es de los niños. Los adultos se ofrecen a incorporarlos en una familia, pero pese a que muchos tienen el deseo, no cumplen con los requisitos necesarios”, indica Portillo.
-La historia de los hermanitos de seis años, que fueron adoptados en Guinea – Bissau, expuso la realidad que también viven muchos niños y adolescentes en situación de adoptabilidad en la Argentina. “Hemos tenido historias en las que después de la adopción, las personas hacían una revocación”, indica la titular del registro.

Laura SALVADOR presidenta de Ser Familia por Adopción, advierte que “hay muchos procesos excluyentes, pero hay situaciones más cuidadas y menos cuidadas. En el caso de los hermanitos hubo crueldad en el modo en el que se dio”.
Con el amor no alcanza: “Pensar que para ser padre alcanza con tener mucho amor o el deseo de paternar no es suficiente. La esencia es poder brindar una crianza reparadora que implica saber actuar frente a las necesidades de los niños y niñas y particularmente de los que atravesaron procesos de vulneración de derechos”, sostiene Portillo.
Según datos oficiales del registro de la provincia, el 90 por ciento de las personas que se inscriben con intención de adoptar, lo hacen buscando niños que tengan hasta dos años. “Son muy pocos los que aceptan grupos de hermanos y muchos menos, cuando se trata de chicos con problemas de salud o niños con alguna discapacidad”.
Más allá de la pandemia de coronavirus que modificó las vinculaciones- que se tuvieron que hacer de manera virtual, en los últimos años el promedio de guardas con fines adoptivos otorgadas en la provincia fueron alrededor de 600 por año.

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin