Press "Enter" to skip to content

La frase de hoy: “Viajar se puede, escuchando relatos, con ayuda de la imaginación y algunas fotos”.

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Puerto Vallarta es un balneario en la costa del Pacífico de México, en el estado de Jalisco. Es famoso por sus playas, los deportes acuáticos y la vida nocturna. En el centro con adoquines, se encuentra la adornada iglesia de Nuestra Señora de Guadalupe, además de tiendas de moda y una variedad de restaurantes y bares.
El Malecón es un paseo costero con esculturas contemporáneas, bares, salones y clubes nocturnos.

Vvvvvvv

La Calle suele tropezar con dificultades a la hora de pensar temas para el comentario. Hasta que, muchas veces, surgen ayudas impensadas que alivian la tarea. En este caso, el enviado se llamó SEBASTIÁN que, guiado por la amistad llegó de visita. Después de más de dos años de estar viviendo en México, estuvo varios días en nuestra ciudad, reencontrándose con familiares y amigos.

Vvvvvv

En Puerto Vallarta, lugar de veraneo mexicano, encontró trabajo y parece decidido a quedarse allí. Hay quienes viven esa experiencia, la de viajar, hasta encontrar su espacio en el mundo. Sebastián es de esos afortunados: Está en un lugar que le gusta, lo cual no le impide mantener frescos los recuerdos de lo vivido antes. Cada persona es, al fin, un manual de vivencias que no pueden separarse.

Vvvvvv

Su visita permitió unir retazos que unidos, conforman una gran alfombra donde transitamos. Hubo un tiempo donde éramos jóvenes y habitaban seres que nos dejaron prematuramente. Desde aquellos lugares lo conocimos a Sebastián. Hubo un tiempo para la espera, otro para la llegada y años para el crecimiento. Cada uno acompañó a su modo, con el deseo de ser útiles según el momento.

Vvvvvv

Ahora Sebastián nos habló de un país que tiene una realidad que, siendo distinta a la nuestra, él fue sintiendo como propio. Es otro el clima y otro el paisaje; nos separan horas de vuelo, con referencia de otros bragadenses que han vivido o viven en México. Es el país del cual Donald Trump quiso separarse con un muro que ahora habrá que desarmar, en homenaje a la sana convivencia.

Vvvvvv

En el diálogo con “Seba” quedó claro que las familias –la suya y la nuestra-, nunca se alejaron del todo. Cada cual avanzó en el tiempo y ahora tienen nuevos integrantes, aunque la unión fue señal distintiva.

En estos días volverá a México, con el oxígeno que significó el encuentro con seres queridos. La Calle mandó saludos para un bragadense que vive en Guadalajara, mitad de camino entre el Distrito Federal y Puerto Vallarta. En estos tiempos, con el avance de las comunicaciones, las distancias nunca parecen demasiadas.

Vvvvvv

¡Gracias! A Sebastián por la visita… Escuchar que, cada día al final de su trabajo, recorre caminando los 6 kilómetros hasta su departamento que está en un cerro y debe subir hasta el quinto piso. “Es la manera de mantenerme en forma”, explicó. En su lugar hay muy pocos meses de frío (sólo noviembre y diciembre) y los mexicanos triplican en habitantes a Argentina. México nos remite a Constantino que allí encontró el final de sus días, lo mismo que muchos años después, pasó con Horacito Marano. Otro inolvidable. (Foto de paisaje de Vallarta)

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin