Press "Enter" to skip to content

Nota de Opinión

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

“Repensando nuestros espacios públicos: Parque Lacunario General San Martín”

Carpinchos deambulando por las calles de countries en el Gran Buenos Aires, cisnes y peces nadando en aguas cristalinas, en los canales de Venecia, renos caminando por los vecindarios en Canadá, simpáticos pingüinos paseando por zonas antes reservadas a transeúntes, los niveles de contaminación más bajos registrados en décadas en las principales capitales del mundo. Noticias que nos conmueven, nos emocionan y nos llevan a replantearnos nuestra relación con el entorno natural. La vorágine cotidiana nos envuelve y nos ha llevado a perder contacto con la naturaleza y a subestimar los aportes de esa esa interacción, porque no decirlo, tan necesaria e indispensable para nuestro bienestar.
La defensa de la vida, hoy puesta en riesgo por el COVID-19, ha pasado a ser la prioridad número uno del gobierno nacional, provincial y municipal dentro de esta situación de excepción que ha motivado que toda la atención haya sido puesta en organizar el sistema sanitario para el peor de los escenarios, cosa que celebramos y que al momento viene dando excelentes resultados. Ahora bien, si como sociedad y particularmente como comunidad bragadense deseamos pensarnos y repensarnos a futuro debemos hacer foco en qué tipo de políticas públicas queremos diseñar y promover; y en consonancia con lo mencionado precedentemente, un tema que requiere de nuestra atención es el de los recursos naturales y más precisamente el de nuestra Reserva Histórica Natural Parque Lacunario General San Martín.
Así como nos asombramos y conmovemos cuando vemos a través de los distintos medios de comunicación, de redes sociales, o cuando se nos presenta la oportunidad de conocer esos paisajes que nos son extraños por su lejanía y por la belleza de lo que nos es vedado, así debemos aprender a valorar el entorno natural en el que nos toca vivir, la pampa húmeda. Sus humedales y lagunas de llanura tienen un gran valor ecológico y constituyen un recurso turístico de gran atractivo para aquellos que aprecian y disfrutan del contacto con lo inmediato y asequible.
El Parque General San Martín es patrimonio natural y cultural de todas y todos los bragadenses y en él se desarrollan diversas actividades recreativas, deportivas y educativas. Habitualmente asisten al parque visitantes con la intención de hacer un asado, tomar unos mates o simplemente pasear y deportistas que concurren a realizar algún tipo de actividad como la pesca, la navegación, el ciclismo, el atletismo entre otros; es un espacio comunitario y de esparcimiento que requiere nuestra atención y merece un debate acerca de la orientación que queramos darle. Hoy nos encontramos con una situación cercana al caos y al abandono que debemos remediar: la presencia de pescadores foráneos o locales que amparados en la falta de presencia del estado municipal se transforman en depredadores del ecosistema, el daño constante de las instalaciones, la basura abandonada en su interior por quienes lo visitan, la fluctuación en el nivel y la calidad del agua, la invasión descontrolada de insectos, la ausencia de zonificación para el desarrollo de las distintas actividades, el desconocimiento o desinterés en la fauna y flora del parque así como la escasa información del turismo que nos visita; todo ello se encuentra enmarcado en la falta de compromiso político del gobierno municipal.
Cabe recordar que el Parque fue declarado Reserva Histórica Natural en el año 2014 mediante la Ordenanza Municipal 4612/2014, este estatus jurídico establece un marco de referencia para su utilización en forma responsable con el objeto de preservar el ecosistema, dicha ordenanza, que en un principio fue pensada como punto de partida, solo quedó allí; no hubo ni se avizora intención de avanzar en dicha dirección. Al margen de esto, que constituye un gran avance, tampoco se observa una política definida respecto del mismo. Todo lo contario, de tanto en tanto se realizan intervenciones aisladas como la reparación de fogones, pintadas de mesas y bancos o de los vagones de la entrada; o anuncios sobre la intención de cobrar entrada a los visitantes y la creación de un ente de turismo, en estrecha relación con la laguna, pero solo eso.
El destino que queramos darle a nuestra Reserva Histórica Natural Parque General San Martín, ya sea revalorizarlo para su uso turístico, pesquero, deportivo o para cualquier otro fin, implica una proyección y un trabajo de muchos años; trabajo que realizado en forma sostenida y con una clara finalidad fomenta la inversión y con ello la generación de empleos y recursos, tan necesarios y siempre bienvenidos. Y es por ello que no debemos postergar más estas decisiones, definir políticas públicas y exigir a los sucesivos gobiernos la continuación de las mismas es un deber que tenemos como bragadenses. También hay otra opción, siempre más cómoda, y es dejar las cosas como están.

Escrito por Dr. Juan Ignacio Burga
CENTRO DIATOMEA

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin