Press "Enter" to skip to content

Posición del bloque de Concejales del Frente de Todos

Sobre el alquiler de habitaciones en el Hogar San Vicente de Paul, por parte de la Municipalidad de Bragado.

El gobierno de Vicente Gatica cerró un convenio con el Hogar San Vicente de Paul por $26.670.000 para alquilar, por el plazo de 5 años, 19 habitaciones, 3 baños, comedor, hall y estar del ala noroeste del establecimiento, para que funcionen oficinas administrativas del ejecutivo municipal.
Desde el bloque del Frente de Todos pedimos el pase a comisión en busca de alternativas para que este emblemático edificio no pierda la esencia por la cual fue creado. Pero el oficialismo, junto a INNOVAR, hicieron uso de la mayoría absoluta para sacarlo adelante.

Posición del bloque de Concejales del Frente de Todos

Desde nuestro bloque vamos a seguir insistiendo en buscar alternativas para que este histórico lugar vuelva a ser el HOGAR que alguna vez fue.
Por otro lado, este alquiler representa una nueva muestra de la falta de planificación por parte de la actual gestión con respecto a la construcción o adquisición de inmuebles propios para el funcionamiento de las dependencias municipales, dando lugar a un verdadero “festival” de alquileres que demandarían durante este año, de acuerdo al Presupuesto 2022, un gasto de $19.148.852,00. Entre el 2016 y el 2021, el gasto en alquileres de edificios y locales creció un 457%.

Posición del bloque de Concejales del Frente de Todos

Los recursos que el Municipio destina a estos alquileres supera, por mucho, lo que se invierte en la solución de las problemáticas que son prioritarias para los vecinos y vecinas de Bragado, como pueden ser la medioambiental y la habitacional. En el 2021, por ejemplo, el gobierno de Vicente Gatica anunció con bombos y platillos una política habitacional consistente en 3 líneas de construcción: FOMUVI – Construcción con lote propio, FOMUVI – P.P.P. y FOMUVI – Refacción y Ampliación. De un presupuesto total de $98.796.000 se ejecutaron $0. Pero no solo eso, el presupuesto asignado a la línea FOMUVI – Refacción y Ampliación, compuesto exclusivamente por recursos municipales, fue prácticamente igual a lo que durante ese año se gastó en alquiler de locales. La comparación con la inversión en la política medioambiental es mucho más impactante. En el 2021, el Municipio presupuestó la irrisoria suma de $100.000 para el “ordenamiento y saneamiento del basural”, que ni siquiera ejecutó. El gasto en alquiler de locales y edificios durante ese año fue, por el contrario, de $12.205.465,97. La inversión acumulada entre el 2016 y el 2021 en la planta de tratamiento de residuos sólidos urbanos fue de $6.952.891. En ese mismo período, el gasto en alquileres de edificios y locales alcanzó la exorbitante suma de $40.016.397,83. El orden de prioridades está claro.

Compartir en: