Press "Enter" to skip to content

Saludos al cielo

En un día trágico para el automovilismo se iban físicamente, Jorge Kissling y su acompañante “Quique” Duplan.

Por Guillermo Blanco.

Fue un 28 de Abril, pero de 1968, debuta en el TC con una coupé Torino en la «Vta. de Balcarce- Loberia», lamentablemente encontraría la muerte junto a su acompañante «Quique» Duplan, que fue por años acompañante de Jorge Cupeiro, por esas cosas del destino, Duplan siempre decía, yo con el único que corro es con el «Gallego», ante el insistente pedido de Kissling lo consulta a Jorge Cupeiro que era el director del equipo, cuando Kissling escucha la charla, interfiere «Dale Quique, cómo no te vas a animar a correr conmigo. No nos vamos a matar, me parece,¿nó?» Lamentablemente ambos perdieron la vida.
Había nacido en Capital Federal un 10 de Marzo de 1940 Jorge Kissling, apasionado de los fierros y la velocidad comenzó muy joven en el motociclismo, donde se media con protagonistas como Jorge Cupeiro, Juan Salatino, había debutado el 25 de Mayo de 1955, en Zárate donde obtuvo su primer victoria, este jovencito de tan solo 15 años, pasaron solo tres años 1958 para convertirse en figura del motociclismo nacional y logrando su primer campeonato, en 1961 y 62 fue campeón argentino, en las clases 125c.c. y 500c.c. y en 1964, monopolizó la actividad ganando todo y saliendo campeón también de 125 c.c. y 175 c.c. además de ganar en las divisiones Standard y Formula Internacional.

Saludos al cielo

Por su cuenta y sin apoyo se fue a Europa y cuando lo vieron andar le dieron una Bultaco 125, corriendo en España, Francia e Inglaterra, con buenas actuaciones hasta que en un entrenamiento en el famoso circuito de la Isla de Man sufre un accidente muy serio, que lo obligo a su regreso a la Argentina, para la recuperación.
En 1966 recuperado de las secuelas del accidente y por consejo de la familia, armaron un Formula 4, utilizando un Chasis Crespi y con su familia le ensambló un motor BMW 700 (el que venía en el De Carlo). En su debut, el 23 de Enero de 1966 en el Autódromo de Bs. As., carrera telonera de la temporada internacional de Fórmula 3, lograba como en el moriciclismo debutar ganando, repetiría en el año repetiría 3 victorias más en el Autodromo de Bs. As., e imponerse en Rosario, Bahía Blanca, Río Cuarto y Mar del Plata, para adjudicarse en forma contundente el campeonato, ese mismo año empieza a incursionar en la Formula 2 con un Crespi/Peugeot.
Por sus logros y reconocidas cualidades en 1967 es incorporado al equipo del ACA en la temporada internacional de Fórmula 3, no logro buenos resultados, por un medio mecánico NO acorde a sus cualidades, ese año se presentó esporádicamente en la F4 y F2.

Compartir en: