Press "Enter" to skip to content

Vinotecas: advierten que la mitad están cerradas por mala interpretación de DNU

Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Aseguran que varios municipios hicieron una “errónea interpretación” del decreto de “aislamiento social preventivo y obligatorio”.

La Cámara Argentina de Vinotecas y Afines advirtió que el 50% de los locales del sector se encuentran cerrados por una “errónea interpretación” de varias municipalidades de la normativa vigente en torno al Covid 19 (coronavirus), y pidió que se deje trabajar a estos comercios.
La polémica surge en torno a los decretos de necesidad y urgencia que publicó el Ejecutivo nacional en el marco del aislamiento social preventivo y obligatorio por la pandemia de coronavirus, donde se exceptúa del cumplimiento a varios negocios.
En el sector del vino señalan que la normativa incluye a los comercios que venden la “bebida nacional” cuando se hace referencia a alimentación y bebidas, pero desde algunas Comunas no lo ven así.
“Muchos municipios empezaron a cerrarnos y vimos que había un error de interpretación de los decretos. Por eso, sacamos un documento en el que planteamos que las vinotecas somos un negocio de cercanía y vendemos alimento. El vino está en la canasta básica y en la ley de alimentos”, le dijo a DIB Sergio Cerro, presidente de la Cámara Argentina de Vinotecas y Afines.
Desde la entidad, que aglutina a unos 5000 comercios, aseguraron que el 50% de las vinotecas están cerradas mientras que otro tanto permanecen con las puertas abiertas. Es que los municipios interpretaron la medida de formas diferentes: en distritos como Bragado y Junín no están exceptuadas del aislamiento, pero si en Chivilcoy, 9 de Julio y Saladillo.
“Pedimos que se nos deje trabajar. Si quieren lo hacemos en un horario reducido, pero queremos trabajar por el bien de nuestra familia y nuestros empleados”, exigió Cerro.
Desde la Cámara explicaron que los cierres también afectan a las pequeñas bodegas que venden sus productos y a fabricantes de chocolates y fideos, entre otros productos. “Somos una pata de las economías regionales”, apuntaron.

“Pedimos que se nos deje trabajar”, dijeron desde la Cámara Argentina de Vinotecas y Afines.
Compartir artículo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin