Press "Enter" to skip to content

ABSA nuevamente en el ojo de la tormenta

-Cuáles son las reflexiones que nos deja el reciente socavón que tragó un camión recolector
-La empresa no solo no brinda un servicio de agua apto para el consumo, ahora también abusa de su condición dominante de ser el único proveedor

Transcurridos algunos días desde el hundimiento del camión recolector en la esquina de Suarez y 12 de Octubre, son varias las preguntas que cabe realizarse sobre esta situación. Entre ellas aparece si pudo haberse evitado, si este es el único punto crítico en nuestra ciudad y si debemos esperar una tragedia para empezar a escuchar las alertas que en más de una ocasión realizan los vecinos.

ABSA nuevamente en el ojo de la tormenta

UN POCO DE HISTORIA
La infraestructura cloacal de Bragado, tiene al menos más de 80 años de existencia. En muchos casos ha sufrido el desgaste lógico cumpliendo su ciclo de vida útil. Si hacemos un poco de memoria este no ha sido el único socavón que ha sufrido alguno de los colectores principales de cloacas, es decir aquella cañería de mayor diámetro que recibe las conexiones domiciliarias y que traslada los líquidos cloacales hasta la planta depuradora.
En el año 2006 un camión municipal ya había quedado hundido en una rotura del colector que va por calle Del Busto a la altura de la plaza San Martín, meses más tarde el hundimiento se reiteraría a unos 100 metros de distancia donde el socavón incluso llegó a tragarse parte de la tierra de la vereda.

ABSA nuevamente en el ojo de la tormenta
ABSA nuevamente en el ojo de la tormenta

En esa misma época una situación similar en la intersección de Necochea y 12 de Octubre, un hundimiento que provocó que la esquina estuviese cortada por varios meses y debieran realizarse trabajos en profundidad. Más acá en el tiempo los socavones sobre calle Lavalle se reiteraron en varias oportunidades, incluso en una de ellas (en la esquina de Belgrano) una vecina fue tragada por este hundimiento y quedando hasta la cintura en líquidos cloacales.
La empresa ABSA, en todos los casos que mencionamos, siempre fue advertida por los vecinos. Sin embargo, su práctica ante estas situaciones roza la desidia. A pesar de las advertencias, no valla los lugares y sus respuestas nunca satisfacen la urgencia.

ABSA nuevamente en el ojo de la tormenta

EL CASO EN 12 DE OCTUBRE
Como ya habíamos adelantado en la edición del día sábado, los vecinos habían alertado en varias oportunidades sobre esta situación tanto a la empresa ABSA, como al Municipio o realizado presentaciones ante la Defensoría del Pueblo. “La Voz” dialogó con algunos de los vecinos quienes expresaron que en varias oportunidades advirtieron sobre hundimiento del pavimento y vertido de líquidos cloacales.
La respuesta de la empresa, según nos expresaron, evaluó en todas las oportunidades que la filtración correspondía a agua potable de red y no líquidos cloacales. Aun así, aunque no fueran líquidos cloacales, la misma empresa que nos pide que ahorremos en el consumo de agua, permitió que al menos durante 8 meses, este líquido fuese degradando la tierra.
Hoy la preocupación de los vecinos de la cuadra, no ha finalizado. Se traslada al recurrido de toda 12 de Octubre entre Suarez y Rauch. Por esa razón recorrimos ese trayecto con ellos donde nos mostraron varios puntos de preocupación, los cuales siguen sin tener respuestas.

ABSA nuevamente en el ojo de la tormenta

A lo largo del trayecto, se observan líquidos cloacales (su olor y composición no dan espacio a dudar) que fluye de las juntas en las placas de pavimento, que escurre hacia el cordón y baja hasta la esquina de Rauch, donde filtra en una grita que existe entre dos placas con diferencias de altura. También se observan el hundimiento de las placas, como una grita que corre por toda la vereda elevada en paralelo al cordón y que muestra que claramente la tierra se ha movido.
Aguas Bonaerenses S.A. (ABSA) es una de las operadoras de agua y saneamiento de mayor extensión de la Argentina. Su área de servicio comprende 92 localidades de la provincia de Buenos Aires entre la que está la nuestra y con 20 años de historia. Últimamente ha mostrado el grado de prestación del servicio que brinda, no solo en materia de cloacas, sino también en la calidad de agua potable, donde la justicia fallo en contra de la firma diciendo que la misma no es apta para consumo humano. Queda preguntarnos hasta cuando los vecinos de Bragado merecerán el destrato y desinterés por parte de los responsables que, por no poder optar como usuarios por otro proveedor de servicio, abusan de su condición dominante.

Compartir en: