Ella no quiere, él no puede

Por Marcelo Elías

Las renuncias de Kulfas y Guzmán dejan claro que el mecanismo de gobierno no funciona. Los dos expresan, con claridad, en sus extensas misivas, que Cristina no los dejó gobernar y que Alberto no pudo dejarlos hacer.
Queda demostrado claramente la poca o nula responsabilidad de la oposición en el descalabro que vivimos.
Ni la herencia, ni la pandemia, ni la invasión rusa pueden exculpar a un gobierno que sencillamente no puede gobernar, al no tener plan y orientación, una mínima visión de país.

Guzmán lo dice con claridad, hace falta un acuerdo de todo el Frente de “todos”. Ni se le ocurre sugerir un acuerdo amplio que incluya otros actores políticos.
La renuncia de Kulfas dejó colgadas 42 reuniones en NY, la de Guzmán deja esperando a los funcionarios del Club de París, esperemos que Biden pueda recibir al actual presidente argentino.
En tanto la confianza, insumo indispensable para poner en marcha y ejecutar cualquier plan de gobierno, no sólo económico, brilla por su ausencia
Para encontrarla, por lo menos, ahora en Olivos, demás de Alberto y Massa debería estar la accionista mayoritaria de la sociedad.

Compartir en: